Pasar al contenido principal
15/07/2020

Apuntalan financiamiento del NAICM con bono de 30 mil mdp

Francisco Pazos / Viernes, 23 Marzo 2018 - 16:45

Con la colocación en la Bolsa Mexicana de Valores de un nuevo bono por 30 mil millones de pesos, el gobierno federal busca consolidar los flujos presupuestales para la construcción del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (NAICM).

La operación (conocida como Fibra E) fue anunciada hoy por el Grupo Aeroportuario de la Ciudad de México (GACM), que además señaló que se trata de la transacción más grande en su tipo que se haya colocado en el país.

Además de calificarla como exitosa, GACM destacó que esta colocación es un modelo innovador, al permitir que fondos de pensiones inviertan en proyectos de infraestructura de largo plazo, lo que aseguró “es consistente con las mejores prácticas internacionales”.

Esta cantidad se suma a los 6 mil millones de dólares obtenidos a través de los llamados "bonos verdes", que el gobierno colocó en dos emisiones durante 2017.

Así, el proyecto financiero avanza con 321 contratos licitados a la fecha, los cuales equivalen a un monto de más de 140 mil millones de pesos, de acuerdo con información proporcionada por Federico Patiño, director general de GACM.

Hacia noviembre próximo, la entidad paraestatal proyectó sumar nuevas licitaciones por 50 mil millones de pesos, con los que la inversión para la obra transexenal rebasará los 190 mil millones de pesos.

Licitaciones y deuda

Entre las obras de gran calado que todavía están pendientes de licitar destacan la construcción del Túnel de drenaje pluvial profundo, el Centro Intermodal de Transporte Terrestre y las plantas centrales de servicios.

Respecto al origen de la deuda asociada a la bursatilización de los bonos colocados en la sesión de este viernes, GACM reiteró que no “representa deuda pública, ni cuenta con la garantía del gobierno federal”. Tampoco, agregó, se trata de una pérdida de control o propiedad de la paraestatal.

De acuerdo con el modelo de colocación, los inversionistas de la Fibra E tendrán derecho a rendimientos no garantizados, los cuales quedarán cubiertos con los excedentes que generen el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México y la futura terminal.

Facebook comments