Pasar al contenido principal
18/10/2018

VIDEO: Así se trabaja en el NAICM

Redacción A21 / Jueves, 7 Diciembre 2017 - 09:34
A21 realizó una visita en donde se construyen la pista 3, el edificio terminal y la torre control

Los actores del sector aéreo tienen muy presente que el Nuevo Aeropuerto de la Ciudad de México (NAICM) definirá la aviación en el país. Una forma de medir la magnitud de este proyecto -cuya primera fase está prospectada para concluirse en 2020- está en las obras de construcción que, de acuerdo con Gerardo Ruiz Esparza, titular de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), generarán hasta 120 mil empleos.

Hace algunas semanas, A21 tuvo la oportunidad de visitar el campamento del NAICM, en el Estado de México, para constatar los avances de obra y, sobre todo, la dinámica de miles de trabajadores.

Visitamos tres de las principales áreas de construcción: la pista 3, el edificio terminal y la torre de control.

Al igual que su gemela la pista 2, la pista 3 tendrá cinco kilómetros de largo y 60 metros de ancho. Sin embargo, al momento no se ha puesto una sola gota de concreto, pues primero debe concluir la compactación del terreno fangoso de lo que en su momento formó parte del lago de Texcoco.

En cuanto a la “famosa X”, instalación que alojará tanto la terminal de pasajeros como el centro multimodal de transporte, y que una vez terminada abarcará 743 mil metros cuadrados de construcción en 4 niveles, hasta ahora se ha desarrollado la cimentación, que consta de 865 losas, cada una de 20 metros cuadrados y 1.5 metros de espesor.

Se calcula que serán más de 100 mil toneladas de varillas de acero y 500 mil metros cúbicos de concreto las requeridas para cubrir esta área.

Dato exprés: el vestíbulo principal de la terminal será del tamaño de la plancha del Zócalo de la Ciudad de México.

Finalmente, pudimos echar un vistazo al campo de 480 pilotes que darán sustento a la torre de control, que se elevará a una altura de 90 metros desde donde se administrará el espacio aéreo y los aterrizajes y despegues de las aeronaves.

Recientemente, los encargados de la obra destacaron que la torre estará equipada con 12 aisladores sísmicos en su base, que le permitirán soportar movimientos telúricos de gran intensidad, incluso mayor a los 9 grados en la escala Rychter. Asimismo, la parte superior contará con amortiguadores para evitar que los movimientos laterales dañen la estructura del edificio.

En suma, ésta es una de las obras de infraestructura que estarán en el ojo público durante los próximos años.

Por todo lo anterior, te invitamos a darle play al siguiente video para que recorras los rincones de la construcción y eches a volar tu imaginación, como si estuvieras listo para el despegue. ¿Nos acompañas?

Facebook comments