Pasar al contenido principal
21/07/2018

Revisarán norma que prohíbe el español en comunicaciones aéreas

Redacción A21 / Jueves, 14 Septiembre 2017 - 16:35

El próximo lunes 18 de septiembre, el ministro de Fomento de España, Íñigo de la Serna, se reunirá con miembros del Sindicato Español de Pilotos de Líneas Aéreas (Sepla) para discutir la nueva norma que prohibiría a pilotos y controladores aéreos de esa nación comunicarse entre sí en su lengua nativa, medida que entraría en vigor el próximo 12 de octubre.

A través de un comunicado, la autoridad española afirmó que "la prioridad de la normativa que se establezca será la búsqueda de los mayores niveles de seguridad".

Dicha reglamentación –cuestionada tanto por Sepla como por la Unión Sindical de Controladores Aéreos (USCA)– responde a un reglamento de la Unión Europea que busca implementar el uso obligatorio del inglés en las comunicaciones entre aeronave y torre de control, en aquellos aeropuertos comunitarios con más de 50 mil operaciones aéreas internacionales.

El proyecto de real decreto para la adopción de dicha normatividad fue desarrollado en conjunto por las autoridades aeronáuticas ibéricas Agencia Estatal de Seguridad Aérea (AESA) y Dirección General de Aviación Civil.

Por su parte, el Ministerio de Fomento ha dicho que para la elaboración de este decreto se ha considerado la postura de los involucrados en las comunicaciones aéreas, incluyendo la de Sepla, organización que defiende el uso de un único idioma cuando todos los receptores de la frecuencia-radio hablen el mismo idioma, preferentemente su lengua nativa.

Asimismo, Sepla y USCA han apuntado que el uso exclusivo del inglés puede generar problemas de seguridad, dado que los equipos de emergencia, bomberos y agentes de pista que trabajan en los aeropuertos no necesariamente dominan este idioma, lo cual podría complicar situaciones de emergencia, al perder minutos valiosos en la traducción de las comunicaciones.

Ante esto, los sindicatos pidieron que España se acoja a la excepción permitida dentro de la misma normatividad para usar idioma nativo en casos donde pueda verse afectada la seguridad.

Finalmente, recordaron que Portugal y Francia tienen previsto pedir también una excepción a la norma antes de la fecha límite para la adopción general de la regla, que es el 31 de diciembre.

Facebook comments