Pasar al contenido principal
17/11/2019

Autoridades aeronáuticas cierran espacios aéreos al 737 MAX

Daniel Martíne… / Miércoles, 13 Marzo 2019 - 11:16
Sólo Estados Unidos mantiene de manera efectiva las operaciones de la familia MAX 8 y 9

A la par de la decisión de las aerolíneas de dejar de operar voluntariamente sus flotas de aviones B737 MAX, los gobiernos y autoridades aeronáuticas de distintos países han decidido cerrar el espacio aéreo a este tipo de aeronaves.

Entre las autoridades que han tomado esta decisión están: el Ministerio de Transporte de Canadá, la Agencia Europea de Seguridad Aérea (EASA), la Autoridad de Seguridad de Aviación Civil de Australia, la Autoridad de Aviación Civil de Singapur, la Autoridad de Aviación Civil de Nueva Zelanda y sus similares de China, Indonesia, Mongolia, Omán, entre otros.  

“Como resultado de nueva información que hemos recibido esta mañana y hemos analizado, y con el consejo de mis expertos, he publicado una notificación de seguridad como medida preventiva. Esta notificación de seguridad restringe los vuelos comerciales de pasajeros de cualquier operador de los aviones B737 MAX 8 o MAX 9, ya sea domésticos o internacionales, de volar, aterrizar o despegar en el espacio aéreo canadiense” señaló Marc Garneau, ministro federal de Transporte en Canadá.

La nación norteamericana es la última en unirse en estas medidas preventivas, en lo que se obtiene más información sobre el accidente fatal del vuelo ET302 de Ethiopian Airlines, ocurrido el pasado domingo a las afueras de Addis Abeba, capital de Etiopía.

El lunes 11, los gobiernos de China, Indonesia y Mongolia fueron los primeros en cerrar sus espacios aéreos y dejar en tierra a todos los aviones B737 MAX con bandera de sus respectivos países.

Singapur y Australia siguieron prontamente el ejemplo, mientras algunas aerolíneas europeas operadoras de estos aviones, como Norwegian, tomaban esta decisión de manera voluntaria en lo que la Unión Europea se pronunciaba al respecto.

El 12 de marzo, la EASA publicó una Directiva de Aeronavegabilidad en la que suspendió todas las operaciones de vuelo de los modelos MAX 8 y 9 sobre el territorio Schengen, es decir, sobre las 28 naciones afiliadas a la Unión Europea y sus territorios de ultramar como las islas francesas en el Caribe. Finalmente, hoy por la mañana Nueva Zelanda y Canadá se unieron a la decisión mundial.

Rusia, por ejemplo, no tiene necesidad de cerrar su espacio aéreo en este momento a los aviones MAX 8 y 9. Sólo una aerolínea con bandera de este país, S7 Airlines, cuenta con dos aeronaves MAX y voluntariamente ya anunció que los dejaría en tierra.

De manera efectiva, sólo Estados Unidos mantiene abiertas sus operaciones y espacio aéreo para este tipo de aeronaves, luego de que la Administración Federal de Aviación (FAA) se pronunciara en contra de cualquier medida que deje a la nueva familia de Boeing en tierra.

La última vez que la FAA decidió dejar en tierra a una flota completa de aeronaves fue en 2013, cuando descubrió una falla que provocaba incendios en baterías de litio en los vuelos de los aviones B787 Dreamliner. El paro duró tres meses.

Facebook comments