Pasar al contenido principal
19/05/2022

Movilidad aérea urbana

Rosario Avilés / Jueves, 12 Mayo 2022 - 18:39

Para 2030, se estima que el 60% de la población mundial vivirá en áreas urbanas. Faltan solo nueve años para que gran parte de los habitantes del mundo terminen de desplazar su lugar de residencia de las áreas rurales a las urbanas.

En países desarrollados, las urbes ganan una media de cinco millones de residentes al mes. Claramente este aumento se producirá de forma desigual en términos geográficos, así que estamos frente a una necesidad real de opciones innovadoras de movilidad, a medida que la infraestructura terrestre se vuelve cada vez más congestionada.

Hay cerca de 250 empresas privadas alrededor del mundo trabajando en la movilidad aérea urbana, la próxima generación de transporte en el aire, que sentará las bases para un viaje más rápido, sostenible y seguro.

La creación de un nuevo mercado que integre de manera sostenible la movilidad aérea a las ciudades y que al mismo tiempo que se involucre con las causas medioambientales y sociales, es un gran reto por todos los elementos que hay que considerar: infraestructura, tecnología, normativa, certificaciones, apoyos, capacitación de pilotos y trabas de otros sistemas de transporte afectados, entre otros.

De acuerdo con un estudio de la consultora McKinsey & Company el mantenimiento de una red de movilidad aérea urbana en grandes ciudades podría costar entre 110 y 130 millones de dólares anuales. Y aunque los costos de instalación pudieran ser elevados, sigue siendo una opción razonable.

El costo de construir un tren en una ciudad puede superar los 500 millones de dólares por milla. El transporte aéreo urbano podría representar un método mucho más efectivo en costos.

Actualmente cientos de empresas ya levantaron la mano para cubrir este nuevo mercado con el diseño y elaboración de proyectos y prototipos de despegue y aterrizaje vertical eléctrico e híbridos-eléctricos, mejor conocidos como eVTOL, como como Airbus, Embraer, Ehang, Pipistrel, MOBI, Roll Royce, VRCO, Archer y Bell Nexus, solo por mencionar algunas.

En el caso de Airbus, esta armadora presentó el diseño de su CityAirbus, que será el primer taxi aéreo con capacidad para cuatro pasajeros y alcance de hasta 80 kilómetros a una velocidad de 120 km por hora; no obstante, se prevé que reciba su certificación hasta 2025.

Por su parte, Embraer creó la empresa Eve Urban Air Mobility Solutions (Eve), dedicada a la aceleración del ecosistema de Movilidad Aérea Urbana; es decir, que está impulsando soluciones para habilitar este mercado y progresar en desarrollo y certificación de los eVTOL’s y sistemas de tráfico aéreo para su uso en áreas urbanas.

Hay otras empresas como Airmobility que se están dedicando a abrir este mercado en otros países; en este caso, la empresa busca vender, comercializar y operar este tipo de vehículos en México, Centroamérica y Sudamérica.

Sin embargo, para poder impulsar este nuevo mercado de aerotransporte los gobiernos tendrán que trabajar juntos para establecer un concepto operativo común y un conjunto universal de requisitos que permitiría la implementación de los eVTOL’s. Esto garantizaría la interoperabilidad con los sistemas de gestión del tráfico aéreo existentes a nivel mundial.

Lo oí en 123.45: Además, se debe investigar y hacer justicia en el caso de Mexicana de Aviación: anular las irregularidades, castigar a los responsables; resarcirle a los trabajadores su patrimonio. 

Facebook comments