Pasar al contenido principal
19/10/2019

Coordinación en el uso de drones durante desastres

Luis Salazar Brehm / Jueves, 1 Agosto 2019 - 22:27

Emplear drones para realizar evaluación de desastres es una gran herramienta, permite responder más rápido a cualquier emergencia que se presente, actuando de una manera eficaz. Los drones nos permiten evaluar y dimensionar mucho mejor los riesgos de un desastre.

Hace un par de semanas, el Departamento de Bomberos de Miami Beach, en coordinación con el equipo de respuestas internacional de Airborne (AIRT), realizó un simulacro a gran escala mediante simulaciones de evaluación de daños por desastres mediante vehículos aéreos no tripulados.

El objetivo principal del simulacro fue proporcionar un entorno de prueba realista para evaluar las diversas capacidades de drones como elementos de primera respuesta en catástrofes de gran escala.

El simulacro presentó situaciones de uso de drones en:

• Operación de búsqueda en entornos marítimos y terrestres

• Reconocimiento aéreo

• Evaluación de daños

• Conocimiento de la situación mediante transmisión en vivo

• Mapeo

• Supervisión en despliegue de cuerpos de emergencia.

Los drones son cada vez más accesibles y cada día con mayores capacidades, ahora lo que se necesita es perfeccionar su coordinación para responder de manera efectiva en incidentes del mundo real.

Se requiere estar preparados para operar con éxito aviones no tripulados en situaciones de desastre para contar con detección remota, recolección de datos y gestión inteligente de recursos para actuar de manera más eficiente durante una emergencia.

Como ejemplo de una mala gestión de operación con drones en desastres, la vivimos en México después del sismo del 19 de septiembre del 2017, donde decenas de operadores privados de drones, medios de comunicación y cuerpos de emergencia comenzaron a volar drones sobre construcciones colapsadas.

El problema surgió cuando las cuadrillas de rescate requerían trabajar en absoluto silencio para detectar personas atrapadas entre los escombros, silencio que no se lograba cuando un dron sobrevolaba la zona por el zumbido que éste emite al volar.

A raíz de esa mala experiencia, la Dirección General de Aeronáutica Civil (DGAC) comenzó a trabajar en una Circular Obligatoria para establecer los mecanismos de coordinación entre Protección Civil y los operadores de drones. Ya casi está lista la publicación de dicha Circular Obligatoria, estaremos atentos a su publicación para compartirles los detalles de la esta nueva regulación.

Facebook comments