Pasar al contenido principal
20/07/2019

Aeromar quiere ser la nueva ‘legacy’ de México

Jorge Castellanos / Viernes, 25 Enero 2019 - 11:30
Con múltiples proyectos busca convertirse en una alternativa relevante para viajeros: CEO

Mediante la llegada de un nuevo inversionista internacional así como tras una amplia reingenieria organizacional, operativa y comercial, más su entrada de lleno a la "era jet", Aeromar se apunta para ser la nueva aerolínea “legacy” de México, afirmó Danilo Correa, director general de la compañía.

En encuentro con medios y agentes turísticos, el CEO desglosó las estrategias que implementará la empresa en los próximos cinco años, con el fin de convertirse en una alternativa relevante en el mercado aéreo nacional.

En primer lugar, resaltó que la perspectiva de tráfico para 2019 de la hoy aún aerolínea regional está en un rango de 900 mil hasta un millón de pasajeros.

Y en adelante, la meta de crecimiento será a doble dígito con una importante ampliación del cuadro de rutas, personal y flota.

Así, anticipó que ya preparan la llegada de entre cinco y seis aeronaves cada año, que se destinarán principalmente a mercados troncales, serán de propulsión jet y tendrán capacidad para entre 150-170 asientos. No obstante, señaló que podrían tomar entre 6 meses y 2 años para emitir el anuncio de compra y modelo.

Asimismo destacó que, pese a los malos resultados financieros que registró la compañía en 2018, este 2019 significará “una vuelta de tuerca” para cerrar sin pérdidas, con miras a regresar a números positivos en el mediano plazo.

Lo anterior también involucra la llegada de más recursos por parte de un “jugador de clase mundial”, presumiblemente Synergy Aerospace, consorcio sudamericano que desde fines de 2016 planteó la posibilidad de hacerse con el 49% de la participación accionaria de la compañía mexicana.

En cuanto a la parte organizacional, el directivo reconoció que el año pasado se hicieron sacrificios como el recorte del 16% de la planta laboral así como las negociaciones con los sindicatos de pilotos y sobrecargos, quienes aceptaron seguir con la empresa sin mejoras contractuales.

Finalmente, Correa subrayó que aún falta mucho por hacer pero con cada iniciativa implementada, Aeromar será una compañía de clase mundial, que conecte a México con el mundo y con las regiones como lo ha hecho en los últimos 31 años.

“Este es el comienzo de una gran ilusión y de una gran esperanza de rescatar un símbolo de la aviación mexicana y que entre todos vamos a sacar adelante”, concluyó.

Facebook comments